Cómo afectan las características ambientales de España en la calidad de la naranja

España es uno de los mayores productores de naranja en todo el mundo, y es que a pesar de que su origen se encuentra en China, no se empezaron a consumir como alimento hasta que llegó a Valencia (España). El clima y el suelo de la zona hicieron que un fruto que hasta el momento tenía un uso ornamental se convirtiera en un producto de consumo alimenticio.

Uno de los factores que hacen que los cítricos de España tengan mayor calidad son las altas temperaturas. Precisamente las naranjas, el cítrico más cultivado en la zona Este del país, disfruta de un clima mediterráneo caracterizado por temperaturas cálidas y moderadas. Esto afecta de forma directa al crecimiento del naranjo y a los azúcares del fruto disminuyendo su acidez. En cambio, cuando se cultivan por debajo de los 3º pueden sufrir daños tanto en la flor como en el fruto por la formación de hielo en los tejidos vegetales.

Por otro lado, las horas de sol que tenemos en España favorecen los procesos de floración y fructificación, mientras que el terreno de cultivo cercano a la zona litoral permite tener los índices de humedad necesarios, tanto en la tierra como en el ambiente.

Estos, entre otros aspectos, son los que consiguen la excelencia de productos cítricos de origen español.

Leave your thought

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.